domingo, 15 de marzo de 2009

Disfruta las pequeñeces


Desde siempre he pensado en que gozar de las cosas simples y sencillas de la vida es parte de la felicidad, a veces lo olvido y a veces como hoy, lo recuerdo.


Hoy salí de casa y mire el cielo azul, un azul intenso que a veces no se ve en mi ciudad; miré un colibrí volando con su aceleración natural y su alegría que inspira, miré un pájaro gris por fuera y rojo por dentro...miré alrededor, y aunque no todo es hermoso, siempre hay un árbol viejo e imponente que retuerce sus ramas sólo para vivir y dar vida.


Hay muchas cosas que disfrutar, muchos detalles que observar, sólo hay que salir del caos del mundo, del pensamiento sin sentido para disfrutar de las pequeñeces, que se pueden convertir en una sonrisa para caminar en el día...

1 comentario:

amor y libertad dijo...

a veces en una pequeñez echamos toda la alegría, y eso es bueno